Los objetivos principales que tiene el TDELP para llevar este tipo de eventos,   sería  el de fortalecer el compromiso democrático y cívico de la juventud.  Este proceso se alcanzaría,  logrando que los jóvenes comprendan sus derechos políticos, civiles y los cambios democráticos que se han dado en Bolivia desde el reconocimiento de lo plurinacional e intercultural, afirmó.

Uno de los ejercicios como política pública de participación ciudadana, especialmente dirigidos  hacia los jóvenes  preparados por el  Servicio Intercultural de Fortalecimiento Democrático (SIFDE), estaría en dar a conocer de manera más amplia para los nuevos actores,   el cuerpo normativo vigente que contribuya al afianzamiento de la cultura democrática y electoral, el sistema de gobierno que adopta nuestro actual Estado, como los mecanismos de la democracia participativa, representativa y comunitaria.

La expositora motivó a los jóvenes presentes a remitirse al artículo 26 parágrafo II de la Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia para  mentalizar y materializar tales valores democráticos.

En ese sentido,  todos los jóvenes a partir de los 18,   pueden conocer sus derechos políticos que  se encuentran reconocidos en la Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia, la Ley 026 del Régimen Electoral y la Ley 342 de juventudes”.

La vicepresidenta del Tribunal Electoral Departamental,  esbozó aquellos desafíos actuales para que la juventud logre espacios de expresión,  donde construyan y participen activa y proactivamente en el actual sistema democrático. Del mismo modo que se incida  en que todas las leyes que el Legislativo apruebe,  tengan un enfoque juvenil para repercutir en toda la población.

Por ultimo recalcó Pérez,  que la fortaleza del presente y futuro depende de las oportunidades que tenga la juventud hoy en día,  y para lograr un verdadero desarrollo integral,  surgió la elaboración de una agenda juvenil que fortalezca la ciudadanía con valores morales.